El PSOE advierte de que cuando una campaña no tiene un objetivo claro y contundente de rechazo a la violencia de género “pone en peligro a las mujeres”

jue
8
Ago

Responsables socialistas mantienen un encuentro con representantes de asociaciones y colectivos “que representan el movimiento feminista, que dan la cara y que luchan día a día por los derechos de las mujeres”

 


El PSOE de Huelva ha advertido de que cuando una campaña no tiene un objetivo claro y contundente de rechazo a la violencia de género “pone en peligro a todas las mujeres”. Así lo ha puesto de manifiesto la secretaria de Igualdad de la Ejecutiva Provincial, Eva Salazar, en un encuentro mantenido junto a la parlamentaria onubense María Márquez y otras representantes socialistas con responsables de asociaciones y colectivos de mujeres, “que representan el movimiento feminista, que dan la cara y que luchan día a día por los derechos de las mujeres”.

Eva Salazar ha enfatizado que la violencia de género “es una problemática tremenda y entendemos que en este tipo de campañas si no lanzamos ese mensaje social de respaldo, lo que estamos poniendo en peligro es a todas las mujeres, invisibilizando el problema y, de alguna manera, ocultándolo. Por tanto, tenemos que tener una comunicación social de nuestra administración autonómica contundente y clara de lucha contra la violencia de género y eso, lamentablemente, no se da en esta campaña, una campaña light que trata de tapar y ocultar lo que significa la violencia hacia las mujeres”.

 

Así, la secretaria de Igualdad de la Ejecutiva socialista ha manifestado que “se ha dejado de lado la raíz de la problemática de lo que significa la violencia de género para las mujeres, deja de lado el machismo y oculta la palabra violencia de género”. Es más, ha criticado el hecho de que no se haga desde el propio Instituto Andaluz de la Mujer, ni tampoco se nombre de manera expresa, como herramienta fundamental para atender, sensibilizar y cambiar la vida de las mujeres y de nuestra sociedad. Una campaña que se hace en un momento en el que tampoco hay directora del IAM, ni viceconsejero”.

Asimismo, Eva Salazar ha recriminado que la consejera de Igualdad “olvide que el dinero proviene del Pacto de Estado, que son más de 15 millones de euros que recibe Andalucía para mejorar los servicios de atención a las mujeres”.

 

Y ha añadido, además, que esta campaña podía haberse explicado en el propio Consejo Andaluz de Participación de las Mujeres, “donde está representada las asociaciones de mujeres de toda Andalucía, para que de alguna forma también hubiese contado con ese visto bueno. Es una manera de ningunear a las asociaciones, al movimiento de las mujeres que realmente han sido la base de todo el cambio y han sido un pilar fundamental para cualquier política de sensibilización”.

 

Por su parte, la parlamentaria andaluza por Huelva María Márquez ha recordado que este verano se cumplía un año de la modificación de la Ley de Violencia de Género que se aprobó en el Parlamento andaluz si ningún voto en contra, “donde conseguíamos como andaluces tener una legislación a la vanguardia en este país; que la violencia de género ampliara su término en la ley, que su tipificación fuera más amplia recogiendo los asesinatos de los niños como violencia machista o las violaciones”.

 

Sin embargo, María Márquez ha lamentado que, “justo un año después, cuando tendríamos que estar viendo medidas concretas que nacieran de esa Ley, tenemos un Gobierno en Andalucía rehén de la ultraderecha”. En esta línea, ha tachado de “muy desafortunada la campaña lanzada por la Consejería de Igualdad por el tono, las formas y de cómo está gestionando las críticas”.

 

No obstante, ha aseverado, “que tampoco es un hecho aislado porque desde que llegó el Gobierno de la derecha a Andalucía, de la mano y de la complicidad de la ultraderecha, lo primero que hicieron fueron denunciar a los profesores y profesoras del IES de Puebla de Guzmán por defender la igualdad en las aulas; perseguir en listas negras a los profesionales que llevan mucho tiempo combatiendo la violencia machista; o reducir la partida de combate a la violencia de género en los presupuestos de la Junta, de hecho, es cofinanciada del Estado, el Gobierno andaluz no ha sacado ninguna partida presupuestaria para destinar dinero propio a la violencia machista”.

 

Para María Márquez, “esta campaña es un hecho más de ese relato para dulcificar esta lacra y vemos con preocupación como este Gobierno está llevando la violencia de género a un asunto relegado, minusvalorado, y por eso vamos a reivindicar que tenemos que continuar luchando para seguir conquistando y defendiendo los derechos de las mujeres”.

 

FacebooktwitterFacebooktwitter
 

Esta web usa cookies operativas propias que tienen una pura finalidad funcional y cookies de terceros (tipo analytics) que permiten conocer sus hábitos de navegación para darle mejores servicios de información. Puedes aceptar su uso, cambiar la configuración, desactivarlas u obtener más información.

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar