El PSOE pide al Gobierno que se pronuncie sobre la presa de Alcolea “de la que no se sabe nada de su situación administrativa tras pararse las obras en junio de 2017”

Mar
3
Abr

Pepa González Bayo señala que el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente tendría que hacer un esfuerzo poniendo recursos y con un compromiso firme y explícito para hacer realidad una infraestructura que ya lleva mucho tiempo programada


La diputada nacional por el PSOE de Huelva y portavoz adjunta de la Comisión de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente en el Congreso de los Diputados, Pepa González Bayo, ha pedido al Gobierno del PP que se pronuncie sobre la situación de la presa de Alcolea, “puesto que desde que se paralizaron las obras hace casi diez meses, no se sabe absolutamente nada del estado administrativo en el que se encuentra este proyecto”.

 

Para ello, la diputada socialista ha elevado una batería de preguntas al Ejecutivo central en la que pide que informe “de cuándo estará terminado la redacción del proyecto de finalización de la presa de Alcolea; cuánto tiempo llevará la supervisión del mismo por parte de las administraciones implicadas; para cuándo tiene previsto el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente (MAPAMA) licitar el proyecto de finalización de esta infraestructura; y cuándo prevé comenzar la obra y terminarla”.

 

A juicio de Pepa González Bayo, “el MAPAMA tendría ya que mirar de una vez por todas a esta provincia y hacer un esfuerzo poniendo recursos y con un compromiso firme y explícito para hacer realidad una infraestructura que ya lleva mucho tiempo programada. Lo que está pasando con las obras de la presa de Alcolea es inaceptable”, ha aseverado. En este sentido, ha recordado que “desde que se  pararon oficialmente el 29 de junio de 2017, fecha en la que el Consejo de Administración de Acuaes resolvió el contrato de las obras por incumplimiento del plazo de la UTE Alcolea, no se sabe nada más de este tema”.

 

Así, ha apuntado que “la empresa Acuaes tenía que redactar el proyecto. Es más, desde el  Ministerio se informó de que se realizaría a lo largo del año 2017 y en el primer trimestre del 2018 saldría a concurso. A día de hoy, no hay información al respecto, lo que evidencia, una vez más, que para este Gobierno las obras hidráulicas, que son esenciales para el desarrollo socioeconómico y el sector de esta provincia, no son una prioridad. Esta parálisis que estamos viviendo es, sin duda, un nuevo freno para las inversiones agrícolas”.

 

Pepa González Bayo ha insistido en que “los usuarios de agua de la presa de Alcolea, agricultores promotores, están a la espera para regar sus parcelas en municipios de la Campiña, el Condado Norte y el Andévalo Minero; para ello, necesitan el impulso de la presa de Alcolea y el canal de Trigueros. Estamos hablando del progreso agrónomo de 16 pueblos y de 30.000 hectáreas que generan empleo, valor añadido y bienestar para la ciudadanía”.

 

La diputada onubense ha señalado que “si bien en este mes de marzo hemos conocido que el Gobierno ha adjudicado el contrato para la redacción del proyecto del canal de Trigueros, los agricultores de la provincia se siguen preguntando cuándo comenzará de nuevo la obra de la presa de Alcolea”.

 

Pepa González Bayo ha recordado en su exposición de motivos la trayectoria de este proyecto que se remonta al 28 de agosto de 1998, cuando el Gobierno central, a través del Real Decreto 9/1998 declara de Interés General del Estado la presa de Alcolea. En 2007 se materializó, comprometiéndose con el convenio de explotación que da garantía presupuestaria a la ejecución de dichas obras. El 50 por ciento lo financia Acuaes con recursos propios, para lo que el Gobierno socialista en ese momento aportó 72 millones de euros cuando aprobó la encomienda de gestión; con dichos recursos la empresa pública Acuaes financia el 50 por ciento del costo del proyecto correspondiente a la obra de la presa de Alcolea y el canal de Trigueros. Por su parte, la Junta de Andalucía, a través de la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio aporta el 50 por ciento restante que regarán 24.700 hectáreas de nuevos regadíos y se consolidarán 5.700 hectáreas que ahora riegan con agua de pozos”.

 

Pepa González Bayo ha subrayado que “se trata de uno de los mayores proyectos hidráulicos de esta provincia, que supone la incorporación de toda la franja intermedia del territorio onubense al desarrollo agrícola sostenible y el impulso socioeconómico de la zona. Es inadmisible que este Gobierno del PP esté poniendo todo en juego, primero incumpliendo los plazos, después paralizando esta obra por problemas con la empresa y, ahora, sin información de nada al respecto. No sabemos si responde a su incompetencia para solventar los problemas o por su dejadez con esta provincia”, ha concluido.

Facebooktwitter
 

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar