PSOE califica la reforma laboral del PP de “sangría” y causante del desempleo de más de 500 jóvenes en nuestra provincia

Jue
31
Ene
2013

La vicesecretaria general del PSOE de Huelva para la Juventud y secretaria general de Juventudes Socialistas de la provincia, María Márquez, ha señalado que “la reforma laboral lejos de ser la solución a este país se ha convertido en la guillotina del empleo”. “Una reforma laboral que ha dejado en nuestra provincia 10.300 jóvenes en paro, de los 20.700 jóvenes que pueden acceder al mercado de trabajo, lo que se traduce en un 65 por ciento”. Por tanto, calificó a dicha reforma de “sangría”, ya que según el Servicio Estatal de Empleo, ha provocado  que en la provincia haya 500 jóvenes desempleados más desde que gobierna el Partido Popular.

Para María Márquez, “el Partido Popular se presentó a unas elecciones como los salvadores de la situación económica del país pero desde que gobiernan se han dedicado a destruirlo, a imponer políticas injustas y sectarias”.

En cambio, “el Partido Socialista en un ejercicio de responsabilidad ha propuesto un pacto por el empleo, poniendo el foco en el desempleo juvenil”. En esta línea, María Márquez enumeró algunas de las propuestas lanzadas para los menores de 35 años, para los que se pretenden establecer una cotización máxima de 50 euros durante los seis primeros meses del proyecto empresarial. Así, como medidas específicas para quien tenga experiencia profesional y que no hayan acabado todavía sus estudios de formación profesional, se contemplarán ayudas económicas en el supuesto de que tuvieran cargas familiares.

Además, otras de las medidas para favorecer el empleo de los jóvenes, entre 25 y 30 años,  sin formación profesional  sería “el contrato de empleo de aprendizaje” que permite compaginar el trabajo remunerado en una empresa con la formación en un centro para conseguir una cualificación profesional reconocida, con una jornada laboral compatible el trabajo con los estudios, sin superar el 70 por ciento del convenio, y con una duración de dos o tres años, según el tiempo de la formación.

Y para los desempleados menores de 30 años con formación, el Partido Socialista presenta el programa de primera experiencia, el cual tendría dos vías de desarrollo, por un lado, un contrato de trabajo y, por otro, prácticas no laborales en empresas.  En este sentido, María Márquez especificó que el contrato tendría un año de duración, así la empresa recibirá una subvención para afrontar los costes salariales, siempre que suponga un incremento de empleo en la misma.  Por otro lado, las prácticas tendrían una duración entre 6 o 12 meses y  su regulación debe estar claramente diferenciada del trabajo.

Facebooktwitter
 

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar