PSOE de Almonte exige al alcalde que garantice la viabilidad de la empresa Emilad que genera unos 60 empleos a personas con discapacidad

Mar
8
Jul
2014

Los socialistas elevan una moción al pleno y reprochan al primer edil que “dejen morir a una empresa municipal creada en 2003 y en la que el PP nunca creyó ni apostó”

La secretaria general del PSOE de Almonte y concejal socialista en el municipio, Rocío Espinosa, ha exigido al alcalde del PP, Juan Antonio Domínguez, que garantice la viabilidad económica de la empresa municipal Emilad, destinada a la incorporación laboral de personas con discapacidad y que genera unos 60 empleos anuales.

 

Para ello, los socialistas han presentado una moción que será debatida en el pleno de mañana, después de que el primer edil y su equipo de Gobierno hayan iniciado un desmantelamiento progresivo de esta empresa, “cerrando los talleres con los que contaba, sin encargarles trabajo y despidiendo a trabajadores”.

 

Una situación que se ha agravado aún más este año, “después de que el Ayuntamiento no haya adjudicado a Emilad los aparcamientos de la playa de Matalascañas, sino que se han sacado a concurso para que una empresa privada y de fuera de Almonte se quede con ellos, dejando a esta empresa municipal sin opción a estos ingresos y, lo más grave, dejando de generar puestos de trabajo para personas con discapacidad en nuestro pueblo”.

 

Los socialistas han  reprochado al primer edil que “todas estas acciones responden a la única pretensión del alcalde del PP de cerrar y dejar morir a una empresa municipal que el PSOE creó en 2003 y en la que el PP nunca creyó ni apostó, ya que votó en contra de esta iniciativa”.

 

Espinosa ha manifestado que “mientras gobernaron los socialistas, esta empresa ha funcionado de forma exitosa, llegando a mantenerse desde el punto de vista económico y lo que es más importante, dando puestos de trabajo a personas con discapacidad que claramente tenían dificultades para entrar en el mercado laboral”.

 

El PSOE de Almonte ha criticado que el PP “haya encontrado la coartada perfecta en la Ley de 27/2013 de racionalización y sostenibilidad de la Administración Local que tantos recortes está suponiendo para la autonomía municipal, en la que dicta que el Ayuntamiento ya no tiene competencias sobre esta materia, por lo que esta entidad debería ser disuelta”.

 

No obstante, los socialistas han aclarado que “el propio interventor apunta a que esta actividad se puede mantener si el Ayuntamiento tramita un expediente de competencia impropia según lo dispuesto en el artículo 7.4 LRBRL (Ley Reguladora de las Bases del Régimen Local) o se obtenga su delegación por parte de la Administración competente con arreglo al artículo 27 LRBRL”.

 

Por ello, Rocío Espinosa ha pedido al PP que “abandone esta política de desmantelamiento, tramite este expediente y se inicien los trámites con carácter urgente, para que se mantenga esta empresa pública que desarrolla una gran labor social y que además genera empleo”.

Facebooktwitter
 

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar