PSOE Gibraleón denuncia el suministro de agua no apta para el consumo después de analizarla en un laboratorio

Mie
17
Sep
2014

Los socialistas exigen responsabilidades al alcalde del PP y a la empresa suministradora

El PSOE de Gibraleón ha denunciado el suministro de agua no apta para el consumo, según se desprende de los análisis encargados a un laboratorio por los socialistas. Según el secretario general del partido a nivel local, José Manuel Álvarez, “tras los continuos cortes en el suministro que soportamos todos los vecinos, el agua no se puede consumir, un situación que se alarga en ocasiones hasta las 48 horas”.

 

Según el análisis básico elaborado por un laboratorio independiente, “el agua analizada tiene altos valores de turbidez, hierro y manganeso, estando fuera de las normas al exceder los parámetros establecido en el Real Decreto 140/2003 para aguas de consumo. Como consta en el escrito, “a la vista de estos valores y de la propia muestra puede decirse que esa agua no es apta para el consumo”.

 

Asimismo, el socialista afirmó que “estas características del agua coinciden con la del pantano El Sancho y queremos que aclaren si están abasteciendo al municipio con ese agua que es gratuita”. Según Álvarez, “eso sería muy grave porque estaríamos ante un experimento para ahorrar a costa de la salud de los olontenses”.

 

En este sentido, Álvarez señaló que “el agua no es potable durante horas pero nadie avisa a los vecinos para que no la consuman” y aclaró que “aunque por el color se evidencia el mal estado del agua, una vez vuelve a aparentar normalidad, quedan sedimentos que no son buenos para la salud”.

 

Así, el dirigente socialista rechazó “que se le permita a una empresa suministrar este agua con el riesgo que conlleva para los olontenses”. “El negocio no puede anteponerse a la salud de los ciudadanos y, por ello, pedimos al alcalde del PP, José Ramón Gómez Cueli, que exija responsabilidades a Aqualia y que asuma las propias ya que el servicio de agua es también su competencia”.

 

De este modo, el también concejal del PSOE afirmó que “se trata de un capítulo más en el despropósito que ha supuesto la privatización del agua”. Álvarez recordó que “esto se une al caos en la facturación que han sufrido nuestros vecinos que se han enfrentado a recibos muy elevados”. Y es que, “ahora el servicio es peor que antes y se paga a precio de oro por la decisión del PP e IU de vender el agua a esta empresa”.

 

Facebooktwitter
 

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar